Los Fundamentos del Sellado por Inducción

El sellado por inducción, también conocido como sellado de tapas, es un método sin contacto para sellar herméticamente una estructura laminada de alta ingeniería en la parte superior de los envases de plástico y vidrio. El proceso de sellado tiene lugar después de que el envase se haya llenado y tapado. La clave para un sellado por inducción perfecto son tres variables controlables: presión, calor y tiempo.

Presión

El diseño del cuello y las roscas del envase deben coincidir con el del cierre para que éste ejerza una presión uniforme en la zona de tierra y la falda del cierre no toque el hombro del envase. Esto se conoce como la dimensión "H" del envase y el cierre. Si la zona de tierra del envase tiene algún defecto, como puntos altos (en las costuras) o posibles zonas bajas (silla de montar), la presión será desigual.

Calor

La distancia del cabezal de sellado por inducción a la lámina del revestimiento es muy importante. Se recomienda un espacio de 3 mm o 1/8" entre la lámina de inducción y la bobina. También es importante que la unidad de sellado por inducción y el transportador estén nivelados, así como tener el perfil adecuado de la bobina de inducción para el trabajo, es decir, una bobina plana o de túnel. Existen varios tamaños y estilos de bobinas de inducción para adaptarse a distintos diseños y tamaños de envases.

Tiempo

Se necesita un tiempo cuando el cierre pasa por debajo de la bobina de inducción. . Esto se denomina tiempo de permanencia. El revestimiento del sello de inducción necesita el tiempo suficiente bajo la bobina para calentarse a la temperatura correcta para que la superficie de sellado se funda y se adhiera a la zona de tierra del envase. Después del sellado se necesita tiempo para permitir el enfriamiento, durante el cual, el envase no debe ser golpeado, manipulado bruscamente o abierto.

Manual PHT™

Este manual informativo proporciona a los fabricantes de cierres y a los fabricantes de productos básicos los últimos datos sobre el sellado por inducción. Trata de los tipos y usos de los cierres por inducción, de cómo establecer correctamente una ventana de funcionamiento y de ejemplos de resolución de problemas para eliminar los cierres débiles o quemados. Encontrará orientación para adaptar el cierre al perfil del cuello del envase para obtener una presión uniforme, y recomendaciones de diseño para la geometría del revestimiento. Aprenda lo que hay que hacer y lo que no hay que hacer para montar una línea de inducción.